Narrativo Histórico de Techos Pa' Mi Gente

Actualizado: may 7

Luego del huracán María que azotó a Puerto Rico el 20 de septiembre de 2017 sobre 300,000 casas fueron afectadas, la mayoría de ellas quedando sin techo. Había mucha desolación a nuestro alrededor y en medio de la frustración en un momento donde había un poco de señal de Internet, Amarilis González Domínguez, residente del barrio Carraízo de Trujillo Alto, escribió en su red social de Facebook que “si tuviese toldos los pondría ella”, ya que habían pasado semanas y la gente todavía seguía mojándose, sin recibir la ayuda apropiada. La gente de la diáspora y amistades de otros países comenzaron a reaccionar y a enviar toldos. Unas primas de Amarilis residentes del estado de Massachusetts crearon un “registro de regalos de boda” en Amazon donde las únicas opciones para regalar eran toldos de distintos tamaños, o sogas. De esta manera llegaron cientos de toldos a su casa en Carraízo; al punto de que no se podía caminar sin tropezar con las cajas. Es entonces

Junta de Directores | Techos Pa' Mi Gente | Puerto Rico
Parte de integrantes de la Junta de Directores de Techos Pa' Mi Gente

cuando ella le comenta a su vecino, Dr. Rubén Estremera, quien es Trabajador Social; y él propuso la idea de comenzar un proceso formal de atención a las necesidades de los destechados de la comunidad. En ese momento el Dr. Estremera diseñó una hoja de estudio de necesidades.


Un 20 de octubre de 2017 en la loma del viento, un grupo voluntarios convocados a través de la red social Facebook, se reunió por espacio de una hora. Se mostró el documento de Estudio de Necesidad a los presentes y se determinaron las estrategias a utilizar los días subsiguientes para identificar a aquellos cuyas casas habían perdido el techo, en nuestra comunidad inmediata, entre otras necesidades.


Ese día comenzó el proyecto “Toldos Pa‘ Mi Gente”. Ese fue el nombre original. Se organizó una junta de directores compuesta originalmente por 4 miembros: Amarilis González, Marcos O. Arocho, Rubén Estremera y María S. Morales. Luego se sumaron más miembros: Linda Soto, David de Jesús, Zaymara Echevarría y el más reciente Enrique Hernández. En sus comienzos, el joven Andrés O. Arocho González creó las páginas de las redes sociales oficiales del Proyecto en Facebook, Instagram y Twitter, lo que provocó que muchas personas en necesidad de reparación de techos nos contactaran, al igual que muchos con el deseo de colaborar. Se distribuyeron toldos a través de decenas de municipios, y se instalaron toldos en comunidades de Trujillo Alto. La artista Sandra González diseñó el logo original (pues ha evolucionado y fue digitalizado por el artista Pablo García Rolón), con el que mandamos a imprimir camisetas y luego preparamos “stencils” con los que se identificaban los toldos donados al proyecto. Luego de varios meses instalando toldos casi a diario, los voluntarios llegaron a la conclusión de que había que realizar demasiado trabajo de carpintería para instalar un toldo, pues el daño era muy extenso. Por lo que, se tomó la decisión de comenzar a reparar techos de manera permanente.


Para esto, el esposo de Amarilis, quien es ingeniero civil se dio a la tarea de buscar a través del Colegio de Ingenieros y Agrimensores de Puerto Rico la Guía de construcción para casas resistentes a huracanes. Esta guía fue creada por el CIAPR Y FEMA luego del huracán Hugo. Esta guía no era una camisa de fuerza, pero fue un gran punto de partida. Como la guía es de los años 80, se le hicieron varias actualizaciones en términos de nuevas tecnologías y materiales.


Es así como el proyecto evoluciona de toldos… a “Techos Pa ‘Mi Gente”. Se hicieron acercamientos al municipio de Trujillo Alto quienes prestaron por tiempo indefinido un centro comunal que estaba abandonado y el cual se habilitó para poder operar desde allí durante dos años y medio. El Proyecto continuó creciendo y comenzaron a llegar más voluntarios, por lo que se comenzaron a ofrecer adiestramientos de carpintería y albañilería. El centro comunal se volvió pequeño para la cantidad de materiales y voluntarios que se unieron al proyecto. Por esta razón la junta de directores se puso en búsqueda de un nuevo espacio que permitiera la continuidad del Proyecto. Actualmente se está habilitando una propiedad abandonada del Departamento de la Vivienda, la cual se utiliza mediante un contrato usufructo.


Durante tres años muchos ciudadanos han dedicado su tiempo disponible, de manera voluntaria, a la reconstrucción de techos... y en muchas ocasiones a la reconstrucción de paredes, ya que luego de tres años las estructuras se han seguido mojando y deteriorando, por lo que hay que sustituirlas. Durante todo este tiempo se han adiestrado voluntarios en destrezas de carpintería y albañilería, además de seguridad e higiene en el área de la construcción. Techos Pa’ Mi Gente cuenta con un grupo de voluntarios locales muy comprometido y con un grupo de voluntarios visitantes de los Estados Unidos, Canadá y las islas caribeñas muy solidarios. Entre ellos: ingenieros, arquitectos, médicos, maestros, trabajadores sociales, enfermeros, estudiantes universitarios, empresarios, artistas, actores, reporteros, fotógrafos, empresarios, estudiantes de escuelas públicas y privadas, etc. Se han establecido alianzas con muchas organizaciones de base comunitaria, cívica, y de fe; locales e internacionales.


Desde 2018 la historia del proyecto ha sido compartida en varios documentales: Voces de María, del Departamento de Comunicaciones de la UPRRP, Our Stories/Nuestras Historias dirigido por Yael Deynes, Toldos/Techos Pa’ Mi Gente producida por estudiantes de Cine de la USC, Los Niños de María, documental producido por MAPFRE y Nostrom Moving Images, dirigida por Laura Duque. También, miembros de la junta de directores han sido invitados a contar detalles de la historia en escuelas dentro y fuera de la isla.

Se han llevado a cabo varias campañas de reclutamiento de voluntarios dentro y fuera de la isla, utilizando las redes sociales para promocionar el proyecto. Varios actores y reporteros del patio se han solidarizado con esta iniciativa de recuperación: Ernesto Concepción (Actor de Teatro y Películas), Isell Rodríguez (Teatro Breve y Cine), Ivonne Solla (Reportera de Telenoticias) y Alex Delgado (Reportero Notiuno) También TPMG ha tenido exposición a través de varios medios de comunicación que incluyen televisión, radio, prensa escrita, prensa digital y billboards. El 31 de diciembre de 2019, El programa Jugando Pelota Dura, hizo el reconocimiento de “Jugadora Más Valiosa” del año, a la, hoy, Directora Ejecutiva de TPMG Amarilis González Domínguez, junto a otros 9 ciudadanos de la Isla.

En 2019 TPMG establece una alianza con Island Encounter Mission para adiestrar voluntarios de las Bahamas, esto se encuentra en pausa, por la pandemia causada por el COVID19. Proyectamos llevarla a cabo en 2022.


El Departamento de Trabajo Social de la UPRRP está realizando un estudio sobre el impacto social del Proyecto Techos Pa’ Mi Gente en las comunidades. De igual manera, la Universidad de Purdue (Indiana), Norwegian University of Life Sciences (Norway) y la Universidad NUR de Bolivia están llevando a cabo estudios de tesis doctorales y de maestría utilizando el Proyecto TPMG de autogestión comunitaria como base.

En diciembre 2020 Elite Series Group (Agencia de Publicidad) apoyó la causa de TPMG con el especial: “Otras navidades bajo un toldo” para ayudarnos a difundir nuestra misión y traer nuevamente a la mesa el tema de los destechados, post huracán María.


Actualmente, el Proyecto TPMG cuenta con el apoyo de Presbyterian Disaster Assistance (PDA) quienes aportan financieramente al proyecto auspiciando el salario de la Directora Ejecutiva, la Asistente Administrativo y desde marzo 2021 el de la Empleada de Custodia del Centro de Operaciones. También TPMG cuenta con el apoyo del proyecto AmeriCorps VISTA a través de tres posiciones que proveen asistencia en el área de comunicaciones, recaudación de fondos y manejo de voluntarios.


El Proyecto se mueve con paso firme a la resiliencia a través del voluntariado y está desarrollando el plan para el establecimiento de un centro de adiestramiento de voluntarios para la recuperación.

32 vistas0 comentarios